Nuestra Galería

Contacto

Revestimientos blancos y de madera oscura se van intercalando para conformar esas franjas que definen el espacio. Por un lado, el producto multimarca se recoge en las diferentes vitrinas perimetrales blancas, mientras que los muebles monomarca se sitúan en los huecos que las propias vitrinas propician entre ellas.
Este sistema de exposición favorece un interesante juego de contrastes, enfatizado por la continuidad que se crea entre los materiales del techo y los paramentos.

Como telón de fondo, nos encontramos de nuevo un gran volumen oscuro.
En él se ha horadado un hueco que se configura como zona de caja y que se ubica paralelamente a las vitrinas exentas; quedando en un segundo plano, pero permitiendo desde él un control visual de toda la exposición